20 años del ‘smiley’

El día 19 de septiembre se cumple el vigésimo aniversario del nacimiento del ‘emoticono’ o ‘smiley’. Estos signos, que constituyen uno de los elementos más característicos de la comunicación de hoy (mediada por mensajes de texto ya sea vía móvil, o mediante correo electrónico), tuvieron su origen en los años ochenta y gracias a un concienzudo trabajo de investigación ha sido posible hallar el origen del primer ‘smiley’.Septiembre de 1982. Es la fecha en la que se envió el e-mail que, por primera vez, usaba un ‘emoticono’. La idea fue de Scott E. Fahlman, un investigador de la Universidad de Carnegie Mellon, en Pittsburg (EEUU), que nunca se pudo imaginar que el uso de dos puntos, un guión y un paréntesis, leídos de lado, se generalizaría y se diversificaría hasta convertirse en un lenguaje reconocido en todo el mundo a pesar de las barreras lingüísticas.

El origen del sistema de comunicación mediante ‘smiley’ tiene lugar, como la mayoría de los inventos, en la necesidad de solventar un problema. En el lenguaje oral la dotación de sentido no sólo funciona con el significado de las palabras, sino que se completa con el tono de voz, los gestos, la expresión de la cara. Elementos que desaparecen en la comunicación mediante texto. Esto llevó a Fahlman a proponer un nuevo sistema de comunicaciónen la comunidad virtual ‘Computer Science’ de la Universidad.

Fahlman, con un mail en septiembre de 1982, propuso al resto de miembros de la comunidad que usaran la expresión 🙂 para bromear o 🙁 para indicar que se habla en serio, y así evitar los malentendidos que se producían cuando se quería expresar ironía o sarcasmo.

El ‘smiley’, casi un fenómeno social

El sistema se expandió por otras universidades y centros de investigación hasta convertirse en un lenguaje popular en las entonces todavía primitivas redes de comunicación universitarias. Microsoft, AOL o Yahoo! lo copiarían, para completar sus programas de mensajería instantánea, aunque, a juicio de Fahlman, la creación de ‘emoticonos de diseño’ desvirtúa el smiley original, porque se pierde su espontaneidad y sencillez.

Sólo años después, Fahlman se dio cuenta de la magnitud de su ingenio. Por eso, quiso buscar el mensaje original, aquél que inauguraba el lenguaje de los ‘emoticonos’ y que probaba la autoría del invento. Muchas personas se involucraron en la búsqueda del mensaje (entre ellos, técnicos de Microsoft), y, finalmente, el mensaje fue hallado:

<< 19-Sep-82 11:44 Scott E Fahlman :-)From: Scott E FahlmanI propose that the following character sequence for joke markers: :-)Read it sideways. Actually, it is probably more economical to mark things that are NOT jokes, given current trends. For this, use :-( >>

Scott E. Fahlman trabaja actualmente en un centro de investigación de la multinacional IBM. Y mientras, este lenguaje sigue creciendo, convirtiéndose en objeto de estudios en Sociología y Comunicación.

Categorias: Nacional

Etiquetas:

Los comentarios están cerrados