Microsoft apuesta por la red inalámbrica casera

La compañía de Redmon ha mostrado diversos productos destinados a convertir la informática doméstica en un espacio de conectividad sin cables.

Microsoft ha ampliado de nuevo su abanico de ofertas con la presentación de una batería de nuevos productos que fomentarán la adopción de la tecnología Wi-Fi en el hogar. Ésta se basa en el estándar inalámbrico 802.11b, un competidor del Bluetooth que parece estar teniendo mejor aceptación en el mundo informático. El objetivo de Microsoft es conseguir que sus usuarios conecten todos sus equipos, como PCs, ordenadores portátiles, agendas electrónicas, consolas y otros dispositivos electrónicos, sin cables. El fabricante más grande de software del mundo dijo el jueves que comenzará a vender dentro de las próximas semanas los diversos productos de hardware que ha preparado.

Los usuarios se han quejado notoriamente de la complejidad del establecimiento de una red sin hilos, que implica una variedad de hardware, de comunicaciones y de ajustes de la seguridad excesiva. Con todo, el establecimiento de una red sin hilos se ha convertido cada vez más en una parte importante de la experiencia de Internet, permitiendo que los usuarios tengan acceso a e-mail, noticias y todo tipo de información sin estar atados a un escritorio.

Microsoft ha mostrado diez productos dirigidos a este mercado:

-Una estación base inalámbrica con conexión a banda ancha y otros dispositivos inalámbricos y a Internet, cuyo precio es de 149’95 dólares.

-Un adaptador USB inalámbrico con un coste de 79’95 dólares.

-Un adaptador inalámbrico para portátiles que se conecta a través de las ranuras de tarjeta de PC, por 79’95 dólares.

-Dos kits, con una estación base y un adaptador USB o para ‘notebooks’, por 219’95 dólares cada uno.

-Cinco productos basados en la tecnología de redes Ethernet para la conexión entre ordenadores e Internet mediante cable, con un precio entre 24’95 y 79’95 dólares.

Asimismo, Microsoft ha pensado en los requerimientos de su consola de juegos Xbox, un dispositivo cada vez es más común en los hogares y que requiere de una conexión de banda ancha para el juego Online. Este aparato, cuya nueva versión, Xbox Live, promete ser un éxito de ventas, conseguiría una mejora sustancial de permitir una integración en la red ‘wireless’ que prepara Microsoft para el hogar, más teniendo en cuenta que a menudo este aparato acaba entorpeciendo la vida cotidiana de muchos salones. De momento, no se ha presentado ningún producto que libre a la consola de cables, aunque podría ser que no tardara mucho en llegar.

Categorias: Internacional

Etiquetas:

Los comentarios están cerrados