La neutralidad en la red a debate en Reino Unido

En España, el debate sobre la neutralidad en la red está caliente. Tras la ratificación del Gobierno, el Senado rechazó una moción del Partido Popular para preservarla. Tal está siendo la intensidad del debate, que hasta los políticos critican que los ciudadanos puedan opinar libremente en Twitter sobre las decisiones del Senado.
La neutralidad en la red es una cuestión global y en otros países también se está convirtiendo en un tema de actualidad y de discusión. El último en pronunciarse al respecto ha sido el Reino Unido.
Durante la FT World Telecoms Conference 2010 que se celebró los días 16 y 17 de Noviembre, Ed Vaizey, Ministro de Cultura, Comunicaciones e Industrias Creativas, fue tajante: “Este Gobierno no es fan de la regulación y sólo deberíamos intervenir cuando sea realmente necesario para dar importantes beneficios a los consumidores”.
Vaizey opina que la priorización de los contenidos en Reino Unido se tienen que regir por dos principios: Los operadores no pueden bloquear ningún contenido o servicio legal. Además, tienen que ser transparentes de cara al público si realizan alguna modificación que afecte al tráfico.

El Ministro además añade un tercer principio a esta cuestión: el gobierno debería “apoyar la investigación y la innovación” lo que se traduce en una mayor flexibilidad del mercado ante la aparición de nuevas tecnologías que permitan un mayor y mejor acceso a la banda ancha.
Un mensaje muy claro por parte del Ministerio: priorizad el tráfico pero avisad a vuestros clientes.
Posiblemente, de estos tres principios se acabe derivando una doble vertiente. Por un lado, aquellos operadores que decidan priorizar su tráfico a favor de una serie de contenidos y servicios; por otro, aquellas compañías que ofrezcan banda ancha sin restricciones en los contenidos, más allá de las que establezcan la ley.
Es una hipótesis que puede servir como planteamiento para una futura solución a un problema difícil de resolver, con muchos intereses sobre la mesa, en un pulso en el que usuarios y compañías no van a ceder fácilmente.

Categorias: Internacional

Etiquetas:

Los comentarios están cerrados