Ford podría convertir los coches en nodos WiFi

La compañía automovilística está estudiando instalar una red de comunicaciones inalámbrica propia en sus vehículos con el objetivo de compartir información sobre el tráfico y evitar accidentes. Aunque la tecnología del automóvil ha mejorado mucho aún estaba pendiente mejorar la comunicación con el exterior y hacerla más activa, eso mismo es lo que pretende esta red inalámbrica Wi-Fi mallada.
Serán redes ad-hoc de alta potencia y fuertemente cifradas. Los vehículos se conectarán automáticamente entre sí en radios de unos 640m, y a medida que el vehículo se mueva se conectará a nuevos dispositivos mientras se desconecta de los anteriores.
Algunos objetivos más concretos que se pretenden conseguir con esta red de información podrían ser: advertir sobre situaciones de emergencia peligrosa como que el coche delante está realizando una frenada peligrosa o evitar atascos en las grandes ciudades con el consiguiente ahorro de tiempo.

Aunque aún sólo es un proyecto la idea no tiene desperdicio, y si terminara llevándose a cabo estaríamos un paso más cerca del coche inteligente, ese coche que a diferencia del ser humano, no comete errores ni tiene accidentes.

Categorias: Nacional

Etiquetas:

Los comentarios están cerrados