El ADSL y FTTH indirecto dejan de tener tarifa plana mayorista

El precio que los operadores alternativos pagan a Telefónica cuando usan su red para dar servicio a sus clientes deja de estar fijado mediante una tarifa plana con un coste fijo independiente del consumo. La Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones ha aprobado los nuevos precios teniendo en cuenta el caudal total al que navegan los usuarios. Por lo que un exceso de consumo repercutirá en los costes del operador, que podría verse obligado de tal forma a trasladarlos al usuario fijando límites de tráfico en el ADSL.
En el nuevo marco regulatorio, los operadores rivales de Telefónica pueden alquilar su red para llegar a los usuarios en zonas donde no tienen cobertura directa. El nuevo esquema de precios consiste en un coste fijo por conexión, que depende de si la línea es de cobre o de fibra y por otra parte un coste variable que depende de la capacidad de ancho de banda que la operadora contrate para el conjunto de sus abonados.
Un acceso FTTH costará 23,22 € al mes y mediante cobre 6,50 €. Esto es lo que pagará el alternativo a Telefónica por cada usuario. Paralelamente tendrá que hacer una estimación de la velocidad total que necesitarán sus usuarios de forma agregada y contratar este caudal, que tendrá un precio de 32,62 € por Mbps para el tráfico sin prioridad (best effort).

En el caso de que el ancho de banda realmente utilizado supere el caudal contratado, el operador tendrá que hacer frente al coste del exceso. Este esquema impone a los operadores la necesidad de estimar previamente el consumo de sus clientes y de protegerse contra un uso de la conexión más intensivo de lo previsto. Ante esta nueva situación habrá que ver como las operadoras adaptan sus ofertas, por lo que es posible que algunas decidan eliminar las tarifas planas actuales y establezcan limites de consumo mensual en las conexiones. 

Categorias: Nacional

Etiquetas:

Los comentarios están cerrados