El mercado demanda fibra y abandona el viejo ADSL

La demanda de velocidades de conexión ultra rápida no para de crecer y en este último año, más de medio millón de abonados a la antigua ADSL se han dado de baja para pasarse a conexiones más rápidas.

La demanda de un mayor tráfico de datos impulsada sobre todo por los servicios de vídeo cada vez más pesados y la necesidad de una conexión más potente para poder recibir televisión de pago de calidad están dejando obsoletas las líneas de ADSL y se apuntan como los mayores factores de su declive.

Pero miremos los datos. En el último mes de febrero el número de líneas de ADSL cayó 105.683 y en cambio, las de cable aumentaron en 23.820 líneas y las de fibra en 127.735 lo cual deja claro que la antigua tecnología basada en el cobre está dejando paso a las nuevas redes ultra rápidas de cable (HFC) y sobre todo de fibra óptica (FTTH).

En el mes de febrero en España, las líneas de banda ancha han crecido un 6% respecto al mismo mes de 2014 y alcanzan ya los 12,8 millones de clientes según los últimos datos de la CNMC. Aunque el crecimiento en general es positivo, no todos los operadores están aumentando sus cifras. Telefónica ha sido la única que ha perdido cuota de mercado, con 2,3 puntos menos frente a sus rivales aunque aún conserva el 45,2% del mismo. Le sigue la unión de Vodafone y Ono con un 39% y en tercer lugar la reciente fusión de Orange y Jazztel cuyo último dato de cuota es de 27,9%.

Categorias: Nacional

Etiquetas: ,

Los comentarios están cerrados