¿Clausulas abusivas o estafa?

Hace algo mas de un par de meses comentábamos por aquí, la “misteriosa” inclusión de costes económicos extras, en las facturas de nuestros proveedores de servicios, tanto de ADSL como de Telefonía.

Por aquel entonces hablábamos del servicio de valor añadido “Mundo ADSL”, por el cual Telefónica cobraba 2¤ mensuales al usuario, después de pasar los dos meses de “periodo de prueba gratuito” de dicho servicio, periodo de prueba gratuito este en el que te dan de alta obligatoriamente sin que el usuario lo solicite, y en la gran mayoría de casos sin tener conocimiento alguno al respecto, hasta el día que evidentemente se recibe la factura y se percata uno de la tarificación extra por tal servicio.

Pues bien, de nuevo Telefónica, vuelve a las andadas, esta vez con su servicio “Protección Anti Intrusos de PC” (3¤ mensuales con alta y primera cuota gratis) y “Servicio Antivirus PC” (3¤ mensuales con alta y primera cuota gratis), o bien el “Pack Seguridad PC” , que incluye ambos servicios a la módica cantidad de 4,5¤ mensuales (también alta y primera cuota gratis)

El engaño es el mismo, obligatoriamente te dan de alta el servicio sin haberlo solicitado, ya que según el contrato, ese que como ya dijimos “muy pocos leen y nadie firma” hay una cláusula en la cual se reservan el derecho a poder ofrecer obligatoriamente estos servicios, que posteriormente, proceden a cobrar sin previo aviso al respecto, a no ser que nos percatemos y demos de baja con anterioridad tales servicios, labor nada fácil en muchos casos dicho sea de paso,

Estas cláusulas son abusivas para el usuario, rayando hasta limites insospechados la legalidad, y lo que es peor, si uno se para a leer el contrato se da cuenta que en algunas de estas cláusulas (y ya hablamos del resto de proveedores de servicio, tanto de telefonía o ADSL, no solo de Telefónica) crean incompatibilidades contractuales, pero aquí nadie hace nada, cada día estamos mas indefensos ante este tipo de compañías, y las autoridades a las cuales compete hacen oídos sordos ante tales “estafas permitidas”.

Cargando...