Jazztel y Telefónica podrían zanjar sus diferencias

Telefónica y Jazztel
podrían
haber llegado a un acuerdo para zanjar, de un plumazo, todas sus
diferencias de forma extrajudicial. La cosa tiene miga y las
interpretaciones que se pueden hacer del hecho son muchas.

Lo cómodo seria decir que ambas
operadoras ganan. Por un lado Jazztel se ahorrará
juicios en los que los jueces solo le conceden un mínimo de
las indemnizaciones que solicita, ahora obtendrá esas
cantidades, o el equivalente en prestaciones, de forma más
cómoda. Por su parte Telefónica se ahorra el
recurrir sistemáticamente toda multa que le pone la CMT
y, como Jazztel, terminar en juicios. Jazztel pierde su
propaganda favorita, consistente en anunciar a bombo y platillo los
juicios que le gana a Telefónica, sin mencionar que las
cantidades que obtiene son ridículas y que le rechazan la
mayoría de los puntos de la demanda, y Telefónica
pierde un par de milloncejos. Todos contentos, ese es el fin de un
acuerdo extrajudicial, si no satisficiera a ambas partes, no se
firmaría.

Pero compliquemosnos un poco la vida y
hagamos un poco de economía-ficción con el título “Se ha bajado los pantalones X porque… “. Tiramos una moneda
al aire y le toca comenzar a Jazztel.

Se ha bajado los pantalones Jazztel
porque lleva mucho tiempo inflando artificialmente el valor de la
compañía, a espera de un comprador que nunca llega, y
la situación empieza a ser insostenible. La política de
reducción de gastos, de venta de todas las divisiones no
vinculadas directamente con el ADSL y de ampliaciones de capital no
han sido bastante y necesita urgentemente dos cosas. En primer
lugar obtener esas indemnizaciones, aunque sean rebajadas, de una
sola vez, no con cuentagotas y después de interminables
juicios y apelaciones. En segundo lugar, si su nombre aparece
como asociado de Telefónica en alguna actividad, su crédito
subiría meteóricamente. Para esto podría usar su
licencia de operador móvil virtual, y utilizar, mediante este
acuerdo, la red Movistar para ello. El prestigio de la red
inalámbrica de Telefónica, unido a las agresivas
ofertas a las que nos tiene acostumbrados, podría suponer para
Jazztel su definitiva consolidación como empresa viable y
salir de penurias de una vez por todas.

Pasemos al supuesto B.

Se ha bajado los pantalones Telefónica
porque los rumores de acuerdo VodafoneJazztel, para
que la operadora móvil británica ofrezca ADSL a
través de la empresa española, no iba a quedar solo
ahí. Primero que la competencia de un producto llamado
ADSL Vodafone le supondría muchísimos más
quebraderos de cabeza que las actuales ofertas Jazztel, segundo
que, de que Vodafone dé ADSL de Jazztel, a que
Jazztel ofrezca telefonía móvil de Vodafone,
va solo un paso, y las licencias de operadores virtuales son escasas,
y el que esta que posee Jazztel terminara en la red Vodafone sería
un grave contratiempo para los intereses de Telefónica.
Y todo esto sin contar que tanta colaboración podría
terminar en una compra, y que Jazztel fuese absorbido por el
consorcio británico. Imaginad una competencia en ADSL,
telefonía fija, televisión y telefonía móvil,
todo bajo el nombre único Vodafone. Sin duda no le
haría ninguna gracia a la operadora tradicionalmente
dominante. Para evitar esto, y para atraer a Jazztel a sus lineas ha
sido por lo que Telefónica ha firmado el acuerdo.

Recordad que ambos supuestos son solo
fruto de la imaginación, muchas veces potenciada por métodos
artificiales, de este equipo de Redacción, y que cualquier
parecido con la realidad, casi seguro que no existe.

Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo, pero puedes optar por no seguir si lo deseas. Aceptar Leer más