La Comisión Europea preocupada por las regulaciones belgas

La Comisión Europea se muestra preocupada ante los planes reguladores de telecomunicaciones de Bélgica, principalmente en la radiodifusión pero también en la banda ancha, aunque en menor medida.
Lo que la Comisión les recuerda es que deben tener en cuenta la evolución de los mercados y razone en función a ello. El papel de la CE es supervisar los detalles que proponen las reguladoras locales, principalmente para que los clientes se vean beneficiados con el mercado, y en el caso belga, deberían obligar a Belgacom, el operador histórico a que permita, como también lo deben hacer las operadoras de cable, que los operadores alternativos puedan competir de forma justa.
La propuesta obligaría a Belgacom a permitir que los competidores accedan a su red de banda ancha, y las cableoperadoras deberían permitir que utilicen sus redes de cable. Con estas simples medidas, la competencia sería un poco más justa y eso es lo que busca la Comisión Europea con el llamado de atención a Bélgica.

Categorias: Internacional

Etiquetas:

Los comentarios están cerrados