Solo Telefónica invierte en los barrios nuevos

Este es un titular, pero tenemos más,
los suficientes para cubrir todos los gustos y tendencias:
“Telefónica secuestra los nuevos barrios”, “Las
operadoras alternativas quieren seguir viviendo de la sopa boba”,
“La alternativas salen del armario” o “Telefónica se
hace fuerte en el armario”.

Porque de armarios se trata, de muxfin
si nos ponemos técnicos. Estos armarios, o muxfin´s, de
los que se empezó a hablar
hace dos años, son los que se conectan por fibra óptica
a las centralitas y están repartidos por todos las barriadas
de nueva construcción (su implantación en cascos
urbanos antiguos es más lenta y dificultosa). De ellos sale el
par de cobre que llega hasta el usuario final. Con esto se
consigue que los metros de cable tradicional sean menos, con lo que
se reducen las perdidas y gente, que por su lejanía a la
central no podrían tener ADSL, la tengan ,y los que
podían tener menos ancho, tengan más.

Definido queda, pues, el motivo de la
discordia. El problema de los susodichos armarios es que son de
Telefónica, no por nada concreto, sino porque solo ella
los ha puesto. Las demás operadoras no han dado ningún
paso encaminado a hacer algo similar, esperando que la CMT
obligue, como siempre, a que la propietaria los ceda graciosamente a
la competencia.

Y la CMT ha ido cambiando
de opinión al respecto a razón, aproximadamente, de una
cada dos meses. La cosa empezó a favor de Telefónica,
continuó en contra a raíz de protestas encabezadas por
Orange y ahora vuelven, con matices, a la primera idea.

Obviamente las posturas son totalmente
opuestas. Telefónica considera los muxfin´s de su
exclusiva propiedad, de nueva generación y fuera de toda
regulación sobre par de cobre. Las demás consideran que
son redes mixtas, se sigue usando cobre en los tramos finales,
aunque se tienda nuevo, nada que ver con el heredado del monopolio, y
que Telefónica tiene que ceder esas infraestructuras
también, a precios regulados.

La CMT ha decidido que esos
accesos son exclusivamente de quien ha invertido en ellos y que, para
no dejar incomunicados a los que no quieran contratar Telefónica
en esos barrios, las alternativas tendrán acceso a esos
bucles, pero de forma indirecta, siempre pasando por Telefónica,
y, eso, solo si se comprometen a invertir en redes similares propias.
En estas zonas no existirán los bucles totalmente
desagregados.

Quizás dentro de dos meses
vuelva a cambiar de idea la CMT. A nosotros, particularmente,
la postura de quien quiera peces… se gaste dinero comprando la
caña, no nos desagrada, en principio. En cuanto a lo que no es
barrio nuevo, tampoco se sabe como terminará el asunto, pero
será algo similar a lo que se resuelva para estos.

Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo, pero puedes optar por no seguir si lo deseas. Aceptar Leer más