Ahora si son importantes

Pensaba Ono, cuando adquirió Auna por 2.015 millones de euros el año pasado, que todos los usuarios de esta última cambiarían a sus servicios voluntariamente y perdiendo las ofertas anteriores. No les han salido las cuentas.

En vista de que los antiguos auneros estaban migrando a cualquier compañía menos a Ono, se han visto obligados a cambiar de estrategia radicalmente. De posturas radicales como comunicar que no iban a invertir en mantener esos clientes, han pasado a intentar integrarlos en su red a marcha forzadas. Si ya esta en proceso la duplicación del ancho de banda de las clientes de Auna y la revisión de las facturas superiores a las ofertas actuales, ahora han decidido acelerar el proceso de cambio de la televisión de Auna a la de Ono.Estaba previsto para finales del año que viene, pero ya que Imagenio, WanadooTv, Jazztelia y demás vienen pisando fuerte, han decidido pasar un año antes a todo el mundo a Ojo, su sistema de vídeo bajo demanda, respetando precios anteriores e intentando adecuar los contenidos con lo antiguamente contratado.

Simultáneamente a esto, también ha variado la postura de la compañía presidida por Eugenio Galdón sobre los alquileres de bucles de abonado. Del no queremos ser revendedores de Telefónica se ha pasado a en 2008 el 10% de nuestros ingresos serán a través de OBA (Oferta de Bucle de Abonado). Pena del dineral que se gastaron hace un par de meses escasos en publicar un bonito folleto a todo color donde se decía todo lo contrario.

Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo, pero puedes optar por no seguir si lo deseas. Aceptar Leer más

accumsan diam id, mattis velit, odio