la vanguardia

Así puedes escuchar Spotify sin tener el cliente instalado

Actualmente, el rey de la música es el streaming, y el rey del streaming es Spotify.

Esta compañía sueca cuenta con la cuota de mercado mayoritaria, ganando incluso a un monstruo (en el mejor de los sentidos) como es Apple (que dispone de Apple Music).

Para poder disfrutar del servicio y la música de Spotify, hay que tener cuenta y el cliente instalado en nuestro ordenador (hay versiones para Windows, macOS y GNU/Linux) o dispositivo móvil (Android e iOS -iPhone y iPad-). No obstante, si sólo disponemos de cuenta y estamos trabajando en un ordenador en el que no podamos instalar el cliente, podemos utilizar el cliente web, que nos permite acceder sin una instalación local mediante un browser.

Esta forma de acceder a nuestra cuenta de Spotify nos puede ser útil si, por ejemplo, estamos en un ordenador del trabajo en el que no tenemos permitido instalar nada, o bien tenemos una cuenta limitada sin posibilidad de instalar aplicaciones.

Igualmente, si estamos trabajando temporalmente en un ordenador que no es nuestro, podemos utilizar el acceso vía web para evitar tener que abrir el programa con nuestra cuenta o, incluso, instalarlo si no lo tiene.

Esto es tan fácil como apuntar nuestro navegador a la dirección open.spotify.com, que no es más que la misma a la que nos lleva la app de Chrome que podemos encontrar en la tienda de aplicaciones del navegador de Google.

Pantalla principal del servicio web de Spotify
Pantalla principal del servicio web de Spotify (clic para ver a tamaño completo)

Si no queremos dejar rastro de nuestro uso de Spotify, como por ejemplo con trazas del nombre de usuario, podemos utilizar un navegador web (siempre y cuando esté instalado) que disponga de un modo de navegación incógnito.

Imagen de portada de Knar Bedian en Flickr bajo licencia Creative Commons

Share

Categorias: Trucos/Howtos

Etiquetas:

Deja un comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.