Científicos surcoreanos crean batería que no explota a partir de papel

Científicos surcoreanos vinculados al Instituto Nacional de Ciencias Forestales de aquel país asiático, han anunciado la consecución de una batería basada en papel, según informa la cadena televisiva Arirang.

El nuevo tipo de batería ofrece una duración que triplica la que ofrecen las baterías convencionales de ión de litio, que son las que actualmente montan prácticamente todos los dispositivos electrónicos personales que se encuentran en el mercado.

Además, la flexibilidad del material basado en el papel permite que sean dobladas y que adopten formas irregulares, convirtiéndolas en idóneas para la nueva generación de dispositivos flexibles que está por venir.

También debemos contar con su ligereza, al estar basadas en un material tan ligero como el papel, pesan menos que las de litio, aún incluso siendo el litio el metal más ligero que existe.

El coste de los materiales de fabricación de esta nueva clase de batería es también mucho menor que el coste de las tecnologías actuales, alrededor de solamente un 3% de los materiales necesarios para la construcción de una batería de ión de litio.

Una imagen de las baterías de papel desarrolladas por científicos surcoreanos
Una imagen de las baterías de papel desarrolladas por científicos surcoreanos

Mayor seguridad

Por si todas las virtudes explicadas no fueran suficientes, también son más seguras y mucho menos propensas a provocar explosiones que las de ión de litio.

No es que estas últimas, basadas en la tecnología en boga actualmente para la construcción de baterías, exploten con mucha frecuencia, pero pueden darse casos, como en el famoso asunto del Samsung Galaxy Note 7.

En las baterías de ión de litio encontramos un separador de plástico entre capas, que es el responsable de las explosiones y que los científicos surcoreanos encargados de este proyecto han cambiado por otro nuevo que no han revelado, y que se ubica entre las capas de papel nano-celuloso.

Esta combinación provoca que la batería se caliente menos y, aunque todavía puede llegar a provocar la explosión, es mucho menos propenso a ello, según han afirmado.

Todas estas características convierten a esta nueva clase de baterías en idóneas para su uso en dispositivos como drones, smartphones, smartwatches y otros, ya que ofrecerán una mayor autonomía junto a un precio más económico, además de mayor seguridad y menos peso.

Por el momento, los investigadores han presentado resultados, pero todavía se desconoce cuándo serán introducidas en el mercado estas nuevas baterías.

También hay que tener en cuenta que son varias las tecnologías que buscan reemplazar a la actualmente utilizada de ión de litio, por lo que esta va a ser una contendiente más en la carrera.

Tampoco sabemos si van a ser válidas para la construcción de baterías masivas como las necesarias en los coches eléctricos o drones de grandes dimensiones.

Cargando...